Life & Style El año después.

El año después.

622
0

 

365 días, que para muchos no son nada, para otros han pasado rápido, para otros, como nosotros, tus seres queridos han sido realmente duros, y largos, muy largos… Todos quienes te conocimos tenemos algo en común, una parte del corazón rota.. aquella que duele siempre que te recordamos. Tu sonrisa, tu voz, tus bromas, tus abrazos.. Te fuiste al lugar del amor y la felicidad eterna. Bien sabes que todos nosotros te recordamos.. Que tenemos los mejores recuerdos de tu paso por nuestra vida. Ser la última persona con la que estuviste este día conlleva una gran responsabilidad.. Un regalo.. Tuve tu compañía hasta el final..

En tu memoria. Jhonny García Torres. Te quiero con el alma.
Jonathan Garcia Torres.

Un año atrás, recuerdo mi incredulidad.. No se ha ido, sabes? Me parece que te veré un día en el metro linea 3… O en Hospitalet, en la rambla Just Oliveras, paseando a Junior. Me da que un día llamarás por teléfono y me dirás: ¿Qué fas peque?

Ver una Aprilia roja, unos converses blancos , o las típicas camisetas largas rollo «J Balvin». Motoristas, patinadores.. Cualquier cosa puede recordarme a ti.. es inevitable.. Solo se me viene una palabra a la cabeza.. «No».. No estaba de acuerdo en aquel entonces, y tampoco ahora.. No hay lógica, no había una razón.. solo pasó…

A veces intento recordar esta semana, hace un año.. La verdad es que mi cerebro de alguna manera no puede acceder a ese archivo en concreto.. Es como si hasta ahora, no lo pueda creer. La rabia se ha ido ya.. pero la inconformidad estará siempre. ¿Porqué a ti?  Porqué tan joven.. Porqué así…

Solo recuerdo y de modo borroso a una chica confundida,  que no sabía en donde estaba.. no conocía  a la gente.. y tampoco te reconocía ati… No podía llorar, y  creo que ni respirar.. No puedo recordar mucho más.. mi cerebro se niega. «borró cassette».

Lo cierto es que en este año, he evolucionado todos los pasos del luto que me había comentado mi amiga psicóloga.. (gracias Lulú) Fases finalizadas. Sin embargo esa sensación de impotencia, por la partida repentina jamás se irá.

No se cómo explicarte, y me hace gracia porque parece que en verdad hablo contigo.. como si de verdad estás por ahí en espíritu, y entiendes lo que quiero explicar.. La vida continúa, y tengo que decir, que esa partida tuya le pegó un sacudón a mi vida.. Ya no dejo , ni de broma, de disfrutar de cada momento. Lo hago AHORA. No guardo para mañana, ni para una ocasión especial. VIVIR es la única ocasión especial que se me ocurre.

Valoro tanto la vida… la mía, la de las personas que quiero.. ahora decirle a alguien «cuídate mucho» no es una recomendación, ahora se ha convertido en una súplica…

Ni el dinero, ni las propiedades, ni las oraciones pueden devolverte a los seres que amas. Lo único que puedes hacer es disfrutar de ellos y exprimir su compañía tanto como puedas. Levantarte y darles un beso, decirles cuanto los quieres,  hacer esa llamada, ese viaje..  tomarte esa copa, ese café…

Es inevitable ahora, tener miedo.. bueno, más bien PÁNICO de perder a las personas que quiero.. El aire que falta cuando no sabes de alguien por varias horas seguidas.. Gajes del oficio, supongo. Dicen que las personas rotas, se vuelven más fuertes.. Lo soy, definitivamente más fuerte.. pero a la vez más vulnerable.. no quiero volver a vivir esto…

Tal vez nos encontremos en otra vida, para charlar y contarte los cambios que hay… los sueños nuevos..las nuevas ilusiones… Las metas.. Una cosa si que te puedo asegurar.. Siempre vas a ser esa parte del corazón que duele.

@gabbyrucci

 

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here